¿Sientes que no estás desarrollando todo tu potencial?

Por: Alfredo Guillermo Della Puppa 

Cada persona desempeña una función en la sociedad, en los diferentes ámbitos del trabajo, en las distintas organizaciones en las que participa y para desempeñar esa función ha de poner en juego virtudes que le ayuden a llevarlo a cabo. Sin embargo, hay una función propia del ser humano persona como tal, que es la felicidad. Ejercerla a lo largo de toda la vida está en nosotros, antes de ejercerla debemos encontrarla. Para ello, se requiere de una búsqueda interna que consistirá encontrar esa virtud que ayude a aflorar esa felicidad.

De la manera que están planificados los objetivos y funciones en nuestro trabajo cotidiano, tal vez resulte difícil hacer aflorar la felicidad, pero para ello, es necesario un gran esfuerzo personal.

Trabajar por debajo de las capacidades personales de cada uno, suele provocar sentimientos de insatisfacción y desgano, lo que conlleva falta de motivación. Si estás haciendo tan sólo la mitad de todo lo que podrías hacer, por motivos ajenos a ti, es muy probable que haya compañeros tuyos que ya se encargan de eso, por lo tanto, no existe en la organización en la que estás, más recursos para valorar tus habilidades, que aún están escondidas.

Si esto es así, y en el mediano plazo no es viable cambiar las cosas. Si cuando hiciste la entrevista laboral, te describieron unas condiciones, que no acabas de ver por ningún lado. Puede que el sueldo sea lo único, que aún te ata a esta rutina. Si todo esto es así, quizás sea un buen momento para comenzar a mirar nuevos horizontes.

desarrolla tu potencialPero todos somos conscientes de que no siempre llueven las ofertas a nuestro gusto e interés, en el contexto actual es muy difícil encontrar un nuevo empleo. Más aún uno que nos permita ser felices.

Muy pocos trabajadores logran la satisfacción laboral. Algunos logran hacerlo, cuando se divierten y disfrutan su trabajo, otros obtienen esta satisfacción al recibir un buen salario, reconocimientos, flexibilidad laboral y coherencia en la directiva, el buen ambiente laboral y el compañerismo también son piezas fundamentales para alcanzar la tan ansiada felicidad en el trabajo.

Una persona feliz con su empleo, demuestra interés por generar él en su entorno un buen ambiente laboral, siendo buen compañero, asegurándose de hacer bien su trabajo o siendo positivo

Si le agregas valor a tu trabajo y consideras que asignas la totalidad de tus capacidades, es propicio decir que tú también generas de manera conjunta bienestar laboral.

Cada uno de nosotros debemos cubrir diferentes necesidades para llegar a ser felices en nuestro trabajo, debemos trabajar en encontrar cuáles son esas causas.  Ver qué virtud, puesta de manifiesto es la que nos hace sentir felices. Y reconocer también qué es lo que nos produce felicidad, si el salario, si la estabilidad, si sentirnos parte de un proyecto en el que contribuyamos al bienestar y a la satisfacción laboral tanto nuestra, como la de nuestros compañeros.

Somos los humanos los que nos hemos perdido buscando fuera de nosotros mismos, en los demás, nuestras virtudes y nuestros dones. Para encontrarlas tenemos que mirarnos a nosotros mismos.

Algunas pautas que nos ayudarán a encontrarnos y descubrir por dónde anda nuestra felicidad: ¿en qué soy yo bueno?, ¿en qué situación me destaqué?, ¿en qué puedo ser útil?, ¿para qué estoy realmente hecho?, ¿cuál es mi misión en este gran viaje que es la vida?


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s