La felicidad y el empleo

banner1

Cada vez que un trabajador es consultado sobre ¿qué necesita para ser feliz en el trabajo?, la respuesta linealmente se vincula al ingreso y a la flexibilidad de horario. Sin embargo, ¿es suficiente satisfacer esas cualidades para tener el empleo ideal? NO.
Conseguir el trabajo ideal es una eterna aspiración que muy pocos hacen realidad.
Muchos trabajadores sólo satisfacen sus aspiraciones consiguiendo un trabajo, y muchas veces ese primer empleo si no fuese por una mediación de la patronal, nunca lo abandonan.
Algunos de los que se quedan en su empresa o con su jefe lo hacen porque no tienen más remedio. Se da así una cierta resignación laboral, que hace más complicado asumir el riesgo de no encontrar trabajo o de no encajar en una nueva organización.
Aunque para rastrear ese puesto idealizado, buscar cuál podría ser, debe responder en la línea a mis pretensiones, a mis aspiraciones y a mi autorrealización, el trabajo de mi vida. Tal vez esta nueva ocupación y/o carrera que nada tenga que ver con lo que estoy haciendo ahora, es lo que me aportaría FELICIDAD.
Hoy parece ser que el mayor problema es que las personas invertimos poco tiempo en conocernos, en las entrevistas parace ser muy difícil responder a las siguientes preguntas: ¿a qué te dedicas?, ¿en qué podes ser útil?
Si no dedicamos tiempo a nosotros mismos, menos podrá dedicársele a y saber qué funciones y hasta la filosofía de la organización en la que estamos postulándonos.
En lo individual, conectar pasión y trabajo es una de las claves, para saber cuál es tu pasión tenes que conocerte. En lo organizacional, que los fines de la compañía no disuenen con los tuyos también lo es.
Ese trabajo que te permita tener una vida plena, que no necesariamente es lo mismo que un trabajo que te llene, sólo sabrás vos cual es.
Con el pasar de los años tú vas a cambiar y por ende tu situación y prioridades también. Entonces, ¿por qué no estamos dispuestos modificar la trayectoria profesional acorde a nuestra situación y prioridades?
La cuestión es que la gente común y corriente pasa la mayor parte del tiempo en el trabajo y si sentimos que nuestro desempeño no es debidamente reconocido, que no tenemos la posibilidad de crecer, de mejorar el ingreso y de desempeñarnos en una atmósfera de buen clima. Ya es hora de comenzar a bucear en el mundo de las diferentes opciones y alternativas e indagar en las claves para oxigenar aquello que a primera vista parece denso, pesado y agobia nuestra vida cotidiana.
Conocernos y en consecuencia adoptar actitudes ante los desafíos diarios, nos permitirá ir trazando el camino a la FELICIDAD.
Siendo feliz en el trabajo, es la mejor garantía para no perderlo. Lo que nos permitirá valorar lo que tenemos y nos moverá a realizarlo con mayor ímpetu y satisfacción, lo que sin duda agregará valor a nuestro resultado.
No lo dudes, es posible convertirte en una persona positiva, si te lo propones. A parte de comenzar a manejar tu universo personal, intenta buscar relaciones sanas con tus compañeros, tener la mente abierta y adoptar una actitud de continuo aprendizaje.


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s