Date el regalo de ESCUCHAR

Por: Julia Bremer

Si te dijera que todo lo que quieres lo puedes alcanzar cuando escuchas con atención, ¿lo creerías? Cada uno de nosotros vivimos inmersos en nuestra realidad, sea cual sea, está determinada por donde tenemos los sentidos puestos, nuestro eterno cómplice, nuestro cerebro, tiene la potente habilidad de “filtrar” el mundo a nuestro alrededor haciéndonos la vida mas sencilla, pero ¿qué pasa si lo que estas “acostumbrado” a percibir no es necesariamente la realidad que mas te puede apoyar a alcanzar tus metas?

¡Escuchar! cuando logré entender el alcance de esta palabra me cambió por completo la vida;escuchar con los oídos y con cada uno de nuestros sentidos nos abre todas las posibles puertas a nuestro alrededor, inclusive las que no logramos percibir a simple vista. Todas las respuestas que buscas están ahí, desde lo mas profundo de ti, en el discurso constante que tienes contigo mismo, hasta en cada persona con la que tengas contacto.

Partamos del marco de nosotros mismos para que eso nos ayude a entender mejor a los demás, imaginémonos narrando la ultima experiencia donde hemos sentido una profunda sensación de satisfacción, esa por ejemplo que a mi me embarga cuando estoy frente al mar, trata de imaginar vos tu escena y como lo contarías a otra persona.

En el acto de hablar no solo pones a disposición de tu interlocutor la historia narrada en palabras, sino además lo acompañas de otros componentes que le agregan significado a lo que dices, como por ejemplo son los gestos, tonos de voz, el movimiento de tus manos, una sonrisa o inclusive con ese silencio que llega muchas veces cuando estamos recordando algo, en todos estos complementos la información que damos empieza a tomar forma en la cabeza de la otra persona, al punto que puede recrear en la suya lo que le estamos comentando.

Precisamente eso nos ocurre a todos, cuando los demás nos hablan no solamente nos están dando información, sino que además están desplegando un arsenal de guías que nos podrían orientar, si es que realmente te ocupas de querer seguirlas.

¿Necesitas cerrar una venta, obtener algún beneficio adicional, mejorar la relación con tu jefe, garantizarte un equipo motivado? Entonces escucha más, aprende a escuchar con los oídos, los ojos y todos los sentidos, retroalimenta la forma como estas viendo la situación en la actualidad y prepárate para ganar; la mejor forma de crecer es permitiéndote ampliar tu visión por medio de los demás.

En medio de todas nuestras virtudes tenemos “puntos ciegos”: realidades que son desconocidas para nosotros gracias a la forma como enfocamos nuestra atención, cuando escuchas puedes entender mejor lo que necesitas TÚ para lograr satisfacer a tu cliente, entender a tu jefe o lograr motivar a tu equipo de trabajo, escuchar es un regalo para el que lo ofrece y para el que lo recibe y estoy convencida que obtendrás grandes cosas si lo pones en practica, así que muchos éxitos.

Fuente: La Nueva Ruta del Empleo Costa Rica

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s