Tres pasos para encontrar tu Motivo…

EMPRENDER

2560x40

balance-865817_1920

2560x40

Por: Julia Bremner

Un día, tras haber recibido una sesión de coaching, llego a la “gran conclusión” de que todo en cuanto considero había tenido éxito en la vida lo había hecho por amor. Amor a mi madre, a mis hermanas, a mi esposo, a mi misma, al deseo de un mundo más feliz, e inclusive a la idea de entregarles lo mejor a cada uno de ellos.

El gran detalle de esto es que en ese momento no lo vi así, y cuando me di cuenta no podía creer que algo tan significativo como conocer mi MOTIVO, estuviera actuando en mi vida en el completo anonimato. Para mi dicha, sin saberlo, eso me había movido todo ese tiempo, pero fue hasta que así como a muchas personas, me encontré en la posición de enfrentarme ante algunos “deberes” fundamentales con los que no me sentía “conectada” y que se estaban disipando en el trajín diario.

Muchas veces nos vemos en la posición de tener que estudiar para un examen, tener que ahorrar, tener que producir, tener que… Y nos pasa que, cuando a la hora de poner nuestras metas en un papel y responder a la necesidad humana de crecimiento sin tomar en cuenta el MOTIVO para cumplirlas, con el pasar de los días se alejan de nuestras prioridades convirtiéndose en un ideal inalcanzable. Una total frustración.

Tener metas alejadas de la introspección que nos lleve a conocer su MOTIVO de ser, es tan fiable como tomar un velero y pretender llegar a otro continente… Tal vez pase… tal vez no. Dejando de ser nuestra la meta, convirtiéndose en ese momento en el resultado de las condiciones. Y  si en eso notaras que lo que te mueve es el miedo al fracaso, a engordar, a quedarte solo, a no crecer, al que dirán… lo mejor que puedes hacer por ti mismo en darle una vuelta a la posición desde la cual lo estás viendo. Así que, abre la mente, toma papel y lápiz que aquí te dejo 3 sencillos pasos que podrían ayudarte con esa búsqueda de MOTIVO. (Nota: léelo primero y aplícalo).

Paso N. 1: Evoca la motivación

Trae sobre el tapete una oportunidad en la cual consideres que te hayas sentido profundamente motivado y de la cual te sientas orgulloso hoy en día.

Considera que es lo que viene a tu mente, cómo se proyecta ese recuerdo en tu memoria (cerrando los ojos funciona aún mejor)… cuanta luz tiene esa imagen, si lo ves como una película o es una foto. ¿Sientes la imagen cercana a ti? ¿Que tanto? ¿Que recuerdas haberte dicho a ti mismo?, o inclusive ¿que recuerdas que hayas escuchado para decidir hacerlo con motivación¿. ¿Cómo te sentías en ese momento? Acaso te sentías capaz, seguro, decidido, con fe. Admira cada detalle que venga a tu mente, inclusive si no le encuentras sentido. Adéntrate aún más en el recuerdo y deja que vengan a ti los últimos detalles, las últimas sensaciones. Vuelve a vivir ese momento de nuevo. Abre los ojos y toma nota de cada detalle.

Paso N.2: Considera el efecto a futuro

Piensa en el EFECTO en tu vida que tendrían las acciones que en el presente crees que tienes que emprender (la dieta, el estudio, el ejercicio) e inclusive anota también los efectos que tendría el no hacerlo.

Seguido escribe:

  1. Cómo ese efecto es importante para ti.
  2. Qué significa en tu vida eso que crees importante de tomar acción.
  3. Y si aún piensas que puede haber algo que sea más trascendental, escríbelo como una tercera línea.

Condensa las tres respuestas y descríbelo todo en una sola frase, tipo Slogan. Es en esta frase que está la magia.

Paso N. 3: Plantea la estrategia

No menos importante… cierra los ojos y trae a tu mente el slogan que acabas de formular  y  ponle todos los detalles del paso 1, métele los efectos especiales que tenía el recuerdo de motivación, vive ese slogan en tu imaginación con la  luz, el movimiento, las palabras, las texturas y toda la experiencia que te hace sentir motivado y tómale una foto mental a eso que estas experimentando… CLICK…

Ahora si, abre los ojos y re plantea tus metas desde la óptica de esa ultima foto mental, desmenuza la meta en pequeños pasos y dales fecha de caducidad. Estoy convencida de que ahora muchos de tus, tengo que… han adquirido un nuevo significado. ¡BRAVO!

LA MOTIVACIÓN o mejor dicho nuestro motivo, es suficiente para hacer las cosas. Está inmerso en cada uno de nosotros esperando ser descubierto. Tu ser lo trae impregnado, solo se trata de querer buscarlo para encontrarlo.  Ahora bien manos a la obra…

BIENESTAR Y EMPRENDIMIENTO    


¿Quieres recibir ayuda y apoyo en tu iniciativa emprendedora ?


 

ACTIVIDADES Y EVENTOS  EN ARGENTINA 

        

 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

 


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s